La deshumidificacion para una piscina cubierta

Cuando tomemos la decisión de climatizar una piscina cubierta, no solo nos tenemos que plantear el sistema a elegir para calentar el agua, sino además como calentar el habitáculo y como deshumidificarlo.

Cuando calentamos el agua de una piscina cubierta se origina el efecto de evaporación y condensación de agua, el cual si no es tratado eficazmente, provoca la aparición de humedades en el recinto dónde se encuentre la piscina, ya se una cubierta (generalmente acristalada) o un espacio cerrado en la vivienda o complejo de vecinos, y resulta muy incómodo para las personas que están en el interior.

Para paliar esto, resulta fundamental la utilización de algún sistema de deshumidificación, que podamos tener el control de esa condensación y a la vez ayude a producir un ambiente agradable alrededor de la piscina.

De los distintos sistemas de deshumidificación, los que en la actualidad son más usados son los deshumidificadores tipo consola, bien sean móviles, adosados o empotrados, y los sistemas mediante conductos.

Los de tipo consola, son normalmente más económicos y suelen tener una instalación más sencilla. Pero dejan a la vista los dispositivos, lo que en muchos casos y a pesar de los modelos cada vez más atractivos, no losencontramos muy estéticos (si están instalados en cubiertas acristaladas). Y en algunos casos de habitáculos reducidos, suele ser incómodo y molesto, al estar colocado en el entorno de la piscina.

También es verdad, que al ser dispositivos muy determinados con una medida en especial, su efectividad a media distancia es menor, y puede tener la necesidad de al utilización de varios dispositivos en espacios superiores. Por eso, tenemos que encontrar un especialista que nos resuelva estos pros y contras, que solucionen nuestro proyecto personalizado, y sin duda en cubiertas para piscinas nos darán la solución idónea.piscinas

En cuanto a los sistemas de deshumidificación por conductos, normalmente en suelos o techos, resultan por lo general más caros, entre otras cosas, debido a las obras y conexiones precisas para su instalación. Pero son más estéticos, al no ser tan visibles y suelen ser todavía más efectivos al estar distribuidos por todo el habitáculo.

Cuando son piscinas con cubiertas acristaladas (normalmente en policarbonato), se suele proceder a que el sistema de conductos esté instalado a nivel de suelo, para que no resulte antiestético en todo el espacio de la piscina y la cubierta, a diferencia de si hubiese sido colocado en un techo acristalado.

De todas formas, lo que queremos transmitir es la importancia que este tipo de sistemas tiene, cuando nos disponemos a climatizar nuestra piscina, de cara a tener un espacio confortable además fuera de la piscina.